El sexting es un entretenimiento absolutamente comprensible durante el confinamiento

El sexting es un entretenimiento absolutamente comprensible durante el confinamiento

Las juegos sexuales por mediaciin de la red podrin implicar riesgos como la difusion de imagenes intimas falto consentimiento

“la pieza de estas motivaciones humanas –como muestra la piramide sobre Maslow– son fisicas y no ha transpirado, la sexualidad, resulta una de ellas”. Mismamente lo explica la psicologa y psicoterapeuta Mireia Cabero, quien apunta que, para impedir que el giro de mensajes eroticos o pornograficos se convierta en un escudo sobre copia filo, se debe considerar “el objetivo final” de las mismos.

Es decir, “si se prostitucion, por ejemplo, de seducir a la pareja a lo largo de la separacion fisica por la cuarentena, o distribuir un momento en un ambiente sensual, seri­a un proposito absolutamente positivo y constructivo”, senala Cabero. “Cuando llegan los riesgos? Cuando el consumo de estas imagenes o videos dispone de como unico interes gustar el afan ajeno o no se preserva la intimidad sobre la tercera persona”, senala en referencia al remesa sobre esta clase de contenido falto autorizacion, que constituye un delito.

Y no ha transpirado es que, desde que el Gobierno decreto el estado sobre alarma que ha dado sitio a las restricciones de movilidad, la exploracion en la red del termino sexting se ha disparado a maximos historicos.

Difusion sobre contenido sexual

Sin embargo, en alguna ocasiones, la difusion sobre imagenes de contenido sexual carente consentimiento ha rematado sobre forma dramatica. En mayo de, la trabajadora sobre Iveco se quito la vida despues de que su expareja reenviase un video sobre contenido sexual al resto sobre companeros de la empresa.

“Si yo envio a mis contactos, o a la humano con la que quiero tener un esparcimiento sexual en internet, imagenes que debido a estan colgadas en la red –videos sobre actores porno, por ejemplo– resulta una actividad que nunca dispone de consecuencias negativas en nadie. El inconveniente seri­a cuando nunca se preserva la intimidad ajena”, detalla la psicologa.

Acometida psicologica

“El riesgo reside en que alguien puede utilizar esas imagenes Con El Fin De compartirlas desprovisto consentimiento o Con El Fin De poder chantajear ‘Si no me envias un video ahora, publico la foto’. La conducta que invariablemente puede ir aumentando inclusive hacer que la victima se sienta completamente indefensa” , cuenta Pilar Polo, especialista sobre la Fundacion Vicki Bernadet.

Sobre los riesgos que sufren las mas jovenes, Cabero planea tener presente el objetivo. “Que se planteen que destino deben con el sexting desplazandolo hacia el pelo realizarlo con respeto a la dignidad de estas usuarios y no ha transpirado con incumbencia en las actos”, senala. Asi­ como podri­a ser, como recuerda Polo, “todos los abusos que se cometen por mediaciin de redes sociales deben un inconveniente anadido, asi­ como podri­a ser no se acaban. La sensacion de permitirse retomar el obtener de tu vida siempre esta atento de que alguien vuelva an utilizar esa apariencia una diferente vez”, lamenta.

Confinamiento y placer

Cabero apela a la obligacion social y llama an impedir acciones cuyo costo repercute en terceros. “Se alcahueteria de invitar a meditar acerca de lo que hacemos, y no ha transpirado valorizar de que otra maneras puedes montar beneficiado con este entretenimiento amatorio desprovisto que huviese ninguna afectacion”, senala, “porque, En caso de que existe golpe a terceros, seri­a un consumo vinculado con la humanidad”.

Esta psicologa explica que el confinamiento “ha recortado muchos placeres”. No todo el mundo ligados al sexo, sino actos tan simples igual que “dar un vuelta, adoptar un cafe o trabajar en compania. Las personas seguimos estando excesivamente hedonistas, y nos mantenemos en la busqueda del placer constante, Asimismo encerrados en las casas. Y la sexualidad es un lugar de placer, la cuestion seri­a realizar un funciin sobre esas herramientas tomando decisiones conscientes”, concluye.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.